Según las autoescuelas, no pasaríamos el actual examen teórico de conducir

a organización ha asegurado que el documento pone de manifiesto la necesidad de medidas ‘urgentes’ para paliar el desconocimiento de las normas de circulación por parte de, al menos, un 20,7 por ciento de la población que ha obtenido puntuaciones especialmente bajas.

 

El informe, que ha sido realizado por los investigadores Ángel Gordo y Lucía Finkel, de Cibersomosaguas, indica que, del total de la muestra (1.100 conductores de todas las regiones de España), únicamente el 2,8 por ciento de los conductores obtendrían 28 o más aciertos (en un test de 30) en caso de presentarse actualmente al examen y otro 76,5 por ciento acertaría entre 22 y 27 preguntas, por lo que estarían suspensos, de acuerdo con los parámetros de la DGT. Un 20,7 por ciento de la población conductora lograría menos de 22 respuestas correctas.

 

Los responsables del estudio han identificado tres grupos de conductores: los que están ‘al día’ en cuanto a conocimientos de seguridad vial, señalización y normas de circulación, los que necesitan medidas ‘de reciclaje’ a medio plazoy quienes requieren de atención urgente por un desconocimiento ‘grave’ de la normativa.

 

En este sentido, el presidente de CNAE, José Miguel Báez, ha recordado que la organización ‘lleva tiempo diciendo que, a partir de los 21 años de haber obtenido al carné, los conductores deberían pasar por algún tipo de curso de refresco’. Así, ha destacado la evolución de los vehículos en las últimas décadas o la introducción de nuevos elementos y normativas de circulación en las carreteras españolas, como las rotondas que para entonces no existían.

 

Aun así, ha señalado que la organización no pretende hacer ‘ninguna propuesta’ acerca de las medidas que se deben adoptar para paliar la situación sino que aportan el estudio como una ‘herramienta’ para que las autoridades españolas y europeas tengan conocimiento de la situación y tomen las medidas oportunas.

 

La edad, un factor determinante

Así, el estudio identifica la edad del conductor y el tiempo transcurrido desde la obtención del carné de conducir como dos factores que influyen de forma determinante en el hecho de aprobar o no aprobar el examen en caso de volver a presentarse. De hecho, de entre los conductores de 65 años o más ninguno pasaría el test actual y casi la mitad (48,1 por ciento) cometería un alto número de errores en el mismo (ocho o más).

 

Como excepción, el colectivo de conductores de entre 56 y 65 años obtendría un porcentaje mayor o igual de aprobados (3 por ciento) que las siguientes franjas de edad. El 1,4 por ciento de los conductores de entre 46 y 55 años suspendería y el 3 por ciento de los situados entre los 34 y los 45 aprobaría. Las generaciones más jóvenes, 26 a 35 años y 18 a 25 años obtendrían respectivamente un 3,4 y un 3,8 por ciento de aprobados, aunque el porcentaje de personas que cometen un número moderado de errores es superior en estas franjas que en los colectivos de más edad.

 

Murcia, el doble de suspensos que la media

Por comunidades autónomas, la región de Murcia es la que ha cosechado peores datos. Según el estudio de CNAE, el 42 por ciento de los conductores murcianos suspendería con más de ocho errores (la media española es del 20 por ciento) y el 58 por ciento fallaría también el test con entre cuatro y ocho errores. Al igual que en Asturias, donde el porcentaje de suspensos graves es bastante inferior a la media; en Aragón, Cantabria, Extremadura, La Rioja y Navarra, ningún conductor aprobaría el examen.

 

En el extremo opuesto de la tabla se encuentran Castilla-La Mancha, Galicia y Baleares, que han obtenido el mayor porcentaje de aprobados (8,7, 7 y 7,7 por ciento, respectivamente) y un ‘bajo número’ de suspensos ‘graves’ en comparación con la media nacional, según los responsables del estudio.

 

Los que más conducen no aprueban más

Además, los resultados de los test indican que, dejando aparte al colectivo de personas que conducen entre 4 horas diarias o más y que, según han destacado los investigadores, ‘probablemente se dedican profesionalmente a la conducción’, el siguiente grupo de personas que manejan su vehículo un número considerable de horas al día (entre tres y cuatro) son los que peores resultados obtienen. Así, de este último grupo ninguno aprobó el examen y un 29,2 por ciento obtuvo un suspenso ‘grave’, el porcentaje más alto del conjunto de grupos.

 

En comparación, el 3,2 por ciento quienes conducen entre una o dos horas aprobó el examen y lo suspendió gravemente el 18,7 por ciento y el 1,8 por ciento de quienes conducen menos de una hora aprobó el examen, mientras que lo suspendió con más de ocho errores el 21,2 por ciento. Incluso aquellos españoles que tienen el carné pero aseguran que no conducen obtuvo mejores resultados que quienes lo hacen entre tres y cuatro horas al día, con un 3,5 por ciento de aprobados y un 20,3 por ciento de suspensos graves.

 

Aun así, el número de personas que obtuvieron un elevado número de errores en el examen (más de ocho) fue mayor entre quienes declaran utilizar su vehículo de forma ocasional, sea por urgencias (42,9 por ciento de suspensos ‘graves’), para llevar y traer a los niños al colegio (30,8 por ciento) o para hacer recados y actividades de ocio (25,3 por ciento), según el estudio.

Escribir comentario

Comentarios: 0