Cómo limpiar la tapicería de tu coche: trucos caseros

Limpiar la tapicería del coche no tiene por qué convertirse en una pesadilla si sabes a lo que te enfrentas. Hay miles de productos en el mercado que aseguran dejar impecables los asientos de tu automóvil, aunque conviene conocer cómo usar cada uno y cual de ellos es el mejor para cada tipo de mancha. Además, siempre hay alguna práctica casera que te permitirá ahorrarte unos euros. Ni que decir tiene que, si estamos hablando de coches ‘premium’ con tapicerías de cuero, lo mejor es no jugársela y rascarse el bolsillo.

 

Soluciones caseras

Son las soluciones más económicas pero pueden conllevar un riesgo si no se realizan con cuidado. Hay que tener en cuenta que los líquidos utilizados se deberán dejar encima de la mancha para que actúen y no debemos frotar, sinosecar suavemente con un trapo seco. Además, será importante tener siempre al alcance toallitas o algún jabón líquido para evitar que se sequen las manchas, ya que en este caso serán más difíciles de retirar.

 

  • Chicle: cuando se viaja con niños es muy probable que acabemos con algún caramelo pegado a la tapicería. Lo peor son los chicles, que tendremos que endurecerlos con un hielo y, con cuidado, retirarlos con una espátula.
  • Vómito: utilizaremos jabón y agua lo antes posible para retirar la mancha y, en este caso, si habrá que frotar. En ocasiones, no nos quedará más remedio que llevar el coche a un sitio especializado en la limpieza de interiores, ya que podemos dañar la tapicería al frotar y el olor desagradable no siempre se elimina totalmente.
  • Tinta: mezclaremos alcohol y agua a partes iguales en un recipiente y aplicaremos sobre la mancha.
  • Café: con agua fría y limpiador para cristales se puede acabar con esta suciedad bastante habitual en los coches que utilizamos para ir al trabajo.
  • Grasa: una mezcla de agua con un poco de desengrasante puede ser la solución para estas manchas.
  • Chocolate: con jabón líquido y un trapo húmedo deberíamos ser capaces de eliminar este tipo de manchas.
  • Maquillaje: utilizaremos el detergente que compramos para la lavadora o incluso desmaquillador líquido, este último con cuidado y aplicando un poco al principio por si la reacción que produce pudiera ser corrosiva.

 

Productos especiales

Existen muchos limpiadores en el mercado, incluso algunos específicos para cada tipo de mancha. Los puedes encontrar en las gasolineras, en tiendas especializadas en la reparación de vehículos y en grandes superficies que tengan una sección dedicada al mundo del automóvil.

La espuma seca es el producto más generalizado y es lo más parecido al ‘quitamanchas’ empleado para la ropa. Suciedad como la que deja la sangre se puede retirar sin demasiado problema aplicando este producto, dejándolo secar y retirando posteriormente con un trapo seco.

Para las tapicerías de cuero conviene que se aplique una crema nutritivaespecial para este material cada cierto tiempo y, sobre todo, utilizar productos especializados para eliminar las manchas que haya sobre su superficie. Son productos que suelen ser caros y que puede que sólo usemos una o dos veces contadas, pero aseguran que no se dañará la tapicería.

Escribir comentario

Comentarios: 0