Vigila la carga del coche en tu vuelta a casa

La revista AUTOPISTA ha realizado un profundo estudio en el que ha demostrado que un 28 por ciento de los automóviles que actualmente se comercializan en España superan la carga máxima permitida con sólo ocupar las plazas disponibles más un equipaje estándar. Durante la operación retorno, fecha en la que las familias cargan sus vehículos al máximo, este porcentaje podría ser hasta tres veces superior según las estimaciones hechas por la revista decana del motor en España.

 

Las consecuencias de circular con un peso máximo superior al que aparece en la Tarjeta de Inspección Técnica del Vehículo, no son sólo las derivadas del aspecto legal (infracción muy grave con sanción económica de 500 €, problemas con el seguro del vehículo, etc…) sino también las relacionadas con la seguridad. Porque en España, con un parque móvil con una media de edad de 9,5 años, el exceso de carga sí puede suponer un grave peligro en caso de tener que realizar una maniobra de emergencia, ya sea una frenada o un cambio de carril para esquivar un obstáculo, por ejemplo. Porque hay que tener en cuenta que, excepto si el vehículo es completamente nuevo, tanto amortiguadores como frenos no estarán en perfectas condiciones debido al desgaste por el uso. En las mediciones realizadas por nuestros especialistas hemos detectado incrementos de hasta 11 metros en frenadas a sólo 80 km/h.

 

Tal como demuestra la revista AUTOPISTA en las pruebas realizadas en circuito simulando estas situaciones límites de sobrecarga, en los coches de última generación la seguridad activa no se ve tan afectada por el sobrepeso, como en coches con más años, sin ayudas electrónicas a la conducción y sin sus elementos mecánicos en perfectas condiciones. De ahí que los expertos de la revista Autopista hagan un llamamiento a la concienciación y racionalidad a la hora de cargar nuestros coches al iniciar el viaje vacacional.

Para este informe la revista AUTOPISTA ha tenido en cuenta más de 160 coches de los que actualmente se venden en el mercado español, a los que se le ha aplicado una carga equivalente al peso de una familia de cinco miembros con su respectivo equipaje. El estudio pretende simular la situación real que se da en la mayoría de coches durante la operación salida de vacaciones. Para ello se ha estimado un peso estándar por ocupante de 75 kg más su respectivo equipaje de20 kg.

 

Estos vehículos han sido analizados en determinadas situaciones límites para evaluar cómo influye el peso en el comportamiento dinámico y en la seguridad activa. 

Escribir comentario

Comentarios: 0